Vacaciones… con niño

Cuando pienso en vacaciones, pienso en esto:

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_relax

Vacaciones…

Vacaciones con niño…

Y yo me pregunto ¿Computan como vacaciones?

¡NOT!

Mira que me lo habían avisado. Me lo dijeron y repitieron.

Ya verás cuando lleguen los terribles DOS añitos” me advertían abriendo mucho los ojos. Y sí, vale, algún hecho aislado, alguna trastada, alguna rabieta…. Haberlas, haylas. Pero lo de estas vacaciones es para rebautizarlas como

Los terribles 2 añitos y 4 meses o la fiera de mi niño que los tiene a picos

porque JODER cómo las gasta aquí mi amigo… Pasa de angelico con aura inmaculada a demonio de Tasmania en cero coma.

Solo puedo decir que bendita rutina…

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_pelomicro

Algunos hits del verano, by Óscar:

– Sacarle del agua (o intentarlo) después de tres horas con los labios morados. Habemus pollo. Pero no asado ni al ajillo, pollo nivel hincar las rodillas en el suelo y echar los brazos al aire mientras alternaba la palabra “agua” y gritos de loco hasta taladrar el cerebelo a todo el mundo que nos miraba como si le estuviéramos sacando del agua con pinzas de depilar.

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_llorando

– Ponerle un plato de algo que LE GUSTA a la hora de comer y que se remueva en la trona como poseído al grito de “Noooo” y berrear en Dolby Surround. Cabreado y agotado se quedaba.

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_enfadado

– Salir a dar un paseo considerado como deporte de riesgo. Aquí a Speedy Gonsales le da por hacerse un Forrest, soltarse de la mano del progenitor y salir corriendo como alma que lleva el diablo ya tenga delante carretera, camino de lava o el mismo océano. La cosa es huir y sacarnos el corazón por la boca.

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_correForrest

– Las actuaciones del gordo superan con creces a cualquier actor del método… Él se mete en su papel para conseguir lo que quiera: ¿Que hay que llorar? Se llora; ¿Qué hay que reír? Ya verás, como un loco. And the Oscar goes to…

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_oscarshakespeare

Mis conclusiones son:

Necesitamos unas vacaciones de las vacaciones (Muy identificada con este post de Begobolas )

La palabra relax y niño no se llevan bien. ¿Me tendré que ir a este hotel de Salou (sin niño mediante) o un lugar así para buscar mi lado más zen, desconectar y decir eso de “Un, dos, tres, cuatro, cinco, seis, yo me calmaré y todos lo veréis“?

Me desquicia y me lo comería a besos a partes iguales. Porque aunque es un pillo, no negaré que me desorino de la risa con él y con sus representaciones… Tengo claro que será nadador o actor. O catador de gusanitos. O las tres cosas.

Hay gordo pa’rato...