Vacaciones… con niño

Cuando pienso en vacaciones, pienso en esto:

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_relax

Vacaciones…

Vacaciones con niño…

Y yo me pregunto ¿Computan como vacaciones?

¡NOT!

Mira que me lo habían avisado. Me lo dijeron y repitieron.

Ya verás cuando lleguen los terribles DOS añitos” me advertían abriendo mucho los ojos. Y sí, vale, algún hecho aislado, alguna trastada, alguna rabieta…. Haberlas, haylas. Pero lo de estas vacaciones es para rebautizarlas como

Los terribles 2 añitos y 4 meses o la fiera de mi niño que los tiene a picos

porque JODER cómo las gasta aquí mi amigo… Pasa de angelico con aura inmaculada a demonio de Tasmania en cero coma.

Solo puedo decir que bendita rutina…

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_pelomicro

Algunos hits del verano, by Óscar:

– Sacarle del agua (o intentarlo) después de tres horas con los labios morados. Habemus pollo. Pero no asado ni al ajillo, pollo nivel hincar las rodillas en el suelo y echar los brazos al aire mientras alternaba la palabra “agua” y gritos de loco hasta taladrar el cerebelo a todo el mundo que nos miraba como si le estuviéramos sacando del agua con pinzas de depilar.

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_llorando

– Ponerle un plato de algo que LE GUSTA a la hora de comer y que se remueva en la trona como poseído al grito de “Noooo” y berrear en Dolby Surround. Cabreado y agotado se quedaba.

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_enfadado

– Salir a dar un paseo considerado como deporte de riesgo. Aquí a Speedy Gonsales le da por hacerse un Forrest, soltarse de la mano del progenitor y salir corriendo como alma que lleva el diablo ya tenga delante carretera, camino de lava o el mismo océano. La cosa es huir y sacarnos el corazón por la boca.

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_correForrest

– Las actuaciones del gordo superan con creces a cualquier actor del método… Él se mete en su papel para conseguir lo que quiera: ¿Que hay que llorar? Se llora; ¿Qué hay que reír? Ya verás, como un loco. And the Oscar goes to…

06_agosto_2014_diariodeunaendorfina_oscarshakespeare

Mis conclusiones son:

Necesitamos unas vacaciones de las vacaciones (Muy identificada con este post de Begobolas )

La palabra relax y niño no se llevan bien. ¿Me tendré que ir a este hotel de Salou (sin niño mediante) o un lugar así para buscar mi lado más zen, desconectar y decir eso de “Un, dos, tres, cuatro, cinco, seis, yo me calmaré y todos lo veréis“?

Me desquicia y me lo comería a besos a partes iguales. Porque aunque es un pillo, no negaré que me desorino de la risa con él y con sus representaciones… Tengo claro que será nadador o actor. O catador de gusanitos. O las tres cosas.

Hay gordo pa’rato...

Miércoles mudo: Calor, mucho calor

31julio_mm_derrengao

Los flequillos no son para el verano

Me encantan los flequillos. Sobre todo cuando son lisos y están en pelos “domables“. Rectos, media frente, de lado…

Con mi pelo rizado el flequillo acaba enroscándose hasta parecer una coliflor… Cuando me corté el pelo, la peluquera tuvo a bien hacerme un flequillo, del que yo me quejé, pero que después tuve que reconocer que al llevarlo tan cortito era como si fuera liso y no había atisbo de mondongos cogolliles. Me encantaba.

30_julio_flequilloyverano1

Sin embargo, ha ido creciendo y creciendo y ahora llevo los rizos más rebeldes de mi cabellera por flequi… O por visera, según se mire, porque a parte de calor, me da sombra. 

Como me niego a volvérmelo a cortar para pasar por esta fase de “que crezca ya de una vez, por Tutatis”, aquí me tenéis sacando las horquillas, diademas, pañuelos y demás para quitarme esa sombra en la frente que me hace sudar cual bestia parda.

30_julio_losflequillosnosonparaelverano2

Cambiando de tercio, aprovecho a enseñaros en nuevo diseño que he hecho para este diario. Al igual que le pasaba a una mamá diseñadora, me volví un poco loca con las plantillas, pero afortunadamente su principio de más es menos me ayudó a depurar el estilo que quería, y Voilà! Espero que os guste, criaturas ^^

30_julio_newlookblog

Miércoles mudo: Al agua patos

24_julio_mm_alaguapatos

Odisea en el baño

La semana pasada cortamos el pelo al pitufo que el pobre entraba en ebullición desde primera hora de la mañana… Al más puro estilo Mario Conde, sus ricillos se iba mojando de sudor hasta quedar con esa apariencia de tiburón de Wall Street “al vapor“.

Así que un domingo perezoso, de esos que perreas de la cama al sofá y del sofá a la cama, sin rumbo fijo (más allá de agarrar al peque pa que no se lleve a la boca cualquier cosa que pilla) y con la mirada perdida, el padre de la criatura propuso cortarle el pelo con la maquinilla que él tiene y usa. Le sentamos en el asiento especial que tiene para la bañera, porque no para quieto, le sujeté los bracitos y Mauri se puso al lío.

El año pasado por esas fechas también se lo cortamos, pero claro, se movía menos… Aunque el padre se pasó un pelín y la criatura parecía uno de los de Planta 4ª :S

12_julio-1ercortedepelo

Pero este año, los llantos del gordi retumbaron por todo el edificio, ¡Parecía que le estuviéramos quitando la piel a tiras! Gensanta que manera de gritar, de llorar, de menearse con toda la fuerza que tiene….

12_julio_cortedepelo

Y es que su pelo, su melenón, esos ricitos tan rebonicos… ¡¡Estaban siendo mancillados!! Se revolvió en la silla, lucho con sus fuerzas, sudó, peleó… El angelico lo intentó, pero nos salimos con la nuestra, y hete aquí el resultado:

12_julio_cortedepelo2

Vale que está reguapo, pero echo de menos los ricines ^^